¡Precio rebajado! ACEITE ESENCIAL DE INCIENSO Ver más grande

ACEITE ESENCIAL DE INCIENSO

AEN0070010

Nuevo

El aceite esencial de Incienso es un reconocido tranquilizante del sistema nervioso. Potencia la conciencia psíquica y proporciona el estímulo mental apropiado para la meditación.
Regenera, revitaliza y tonifica la piel inflamada y envejecida. Cicatrizante.
Antiséptico, fungicida y antialérgico. Actúa en dolencias digestivas y bucales.
Expectorante y antibiótico. Relajante muscular. Emenagogo.

Más detalles

Este producto ya no se encuentra disponible

8,00 € impuestos incl.

-20%

10,00 € impuestos incl.

Ficha técnica

Nombre botánico: Boswellia Carterii
Nombre INCI: Boswellia Carterii Oil
Obtención: Destilación por arrastre de vapor de la resina.
Aromas: Dulce, verde, especiado, resinoso, balsámico.
Color: Liquido transparente, desde amarillo a amarillo pálido.
Cantidad: 10 ml.
Medidas: 64 mm x 24 mm aprox.
Presentación: Envase de vidrio color topacio con obturador cuenta gotas y tapón precinto.
Procedencia: Somalia
Ingredientes: Aceite esencial de incienso

Más información

Propiedades dermatológicas, curativas y aplicadas en aromaterapia.

El aceite esencial de Incienso se conoce por su uso en meditación y sus beneficios anímicos. Pero también tiene numerosas propiedades terapéuticas reconocidas.

El aceite esencial de incienso tonifica, revitaliza y descongestiona la piel inflamada, áspera o agrietada porque renueva el tejido cutáneo rápidamente. Esta y otras muchas propiedades lo convierten en un aceite capaz de combatir distintas afecciones dermatológicas y de aumentar las defensas del organismo.

Difumina arrugas y manchas actuando ante el envejecimiento prematuro de la piel lo que le proporciona un aspecto más suave y terso.

Acelera el proceso de curación de heridas, úlceras o inflamaciones y especialmente durante su cicatrización.

Actúa como antiséptico, fungicida, antialérgico y antiinflamatorio cutáneo siendo eficaz en casos de acné, pie de atleta y micosis.

Estas mismas propiedades también están indicadas en dolencias digestivas como úlceras bucales, herpes labial, gingivitis e inflamaciones intestinales, flatulencia, cólico, dispepsia y hemorroides.

En el tracto respiratorio tiene funciones expectorantes y antibióticas beneficiosas en problemas de bronquitis, tos, asma, resfriados, laringitis, faringitis y otras infecciones de garganta.

Es antiinflamatorio y relajante muscular muy eficaz frente a reumatismos, artritis y espasmos musculares.

Es emenagogo y antiespasmódico siendo útil para calmar los dolores de la menstruación y del parto.


Propiedades anímicas y sensitivas.

El aceite esencial de Incienso actúa sobre el sistema nervioso ejerciendo como un magnífico tranquilizante y sedante muy usado en aromaterapia en casos de tristeza, miedo, trastornos nerviosos y de estrés relaja la tensión estabilizando las emociones y aportando calma, voluntad y la confianza necesaria para vivir con mayor bienestar.

Sus propiedades tranquilizantes establecen una conexión de equilibrio entre la energía, el cuerpo y la mente. Esta relajación potencia la conciencia psíquica facilita la respiración profunda proporcionando la lucidez y el estímulo mental apropiado para la meditación y la concentración.


OBSERVACIONES:

- Uso externo. Diluir en aceites base o portadores salvo prescripción del terapeuta.
- No ingerir sin recomendación terapéutica o médica.
- Evitar el contacto con ojos y mucosas.
- Durante el periodo de embarazo consultar al médico o terapeuta sobre que aceites son recomendables. 
- En caso de hipersensibilidad o irritación dejar de utilizar inmediatamente.
- Mantener alejado de los niños.
- Para su conservación mantener alejado del calor y la luz solar.